Compare las soluciones de deuda canadiense

Identifique la solución de deudas de tarjetas de crédito que mejor se adapte a su situación financiera

¿Tiene deudas y se pregunta cómo va a pagarlas? Ha venido al lugar correcto. Con tasas de interés bajas por más de una década, muchos hogares canadienses arrastran muchas deudas. Algunas veces usted puede manejar los pagos mensuales, pero otras veces puede ser abrumador. Si usted siente que ya no puede manejar los pagos mensuales de sus deudas, es entonces cuando tiene sentido explorar soluciones de deuda.

Los canadienses tienen una variedad de soluciones de deuda que pueden ayudarles a mejorar su situación financiera. Las soluciones que veremos en esta guía incluyen la liquidación de deudas, la consolidación de deudas, la consejería de crédito, la propuesta del consumidor y la bancarrota.

Antes de tomar la decisión final de utilizar cualquiera de estas soluciones, es una buena idea hablar con un profesional financiero confiable. Ellos pueden examinar más de cerca sus finanzas y ayudarle a identificar la mejor solución de deuda para su situación financiera única.

¡Llame al (844) 330-5612 o complete el formulario para solicitar una evaluación gratuita de un consejero de crédito capacitado para encontrar la mejor solución de deuda para usted!!

Explore las soluciones de deuda

Cada situación financiera es diferente, por lo que es importante identificar la mejor solución de deuda para sus necesidades. Esto depende de:

La solución que funciona para un amigo o vecino no siempre funciona en su situación, por lo que es importante entender la gama de opciones disponibles. De esta manera, puede tomar una decisión informada sobre la mejor manera de avanzar para liberarse de las deudas.

Consolidación de deudas

¿Está cansado de tirar el dinero en los cargos por altos intereses? ¿Hace pagos en sus tarjetas de crédito, pero sus balances nunca parecen bajar? ¿Sería más fácil si pudiera dejar de hacer malabares con todas sus cuentas de tarjetas de crédito? Si esto le suena familiar, entonces la consolidación puede ser la solución correcta para que usted tenga sus deudas bajo control.

¿Qué es la consolidación de deudas?

Consolidar tarjetas de crédito con un préstamo de consolidación de deuda

Para consolidar sus deudas por su cuenta, usted toma un solo préstamo personal y utiliza los fondos para pagar a todos sus acreedores existentes.

La consolidación de deudas tiene varios beneficios. Sólo tendrá que preocuparse por un solo pago mensual. En muchos casos, el pago puede ser menor que el total de los pagos de la deuda individual que estaba haciendo antes de la consolidación. También comúnmente, será a una tasa de interés general más baja, lo que lleva a la posibilidad de ahorrar miles de dólares en cargos por interés y a pagar sus deudas meses, o años más rápido. También es una tasa de interés fija con pagos mensuales fijos, lo que facilita el manejo de la deuda.
La consolidación de deudas difiere de la liquidación de deudas y de otras soluciones que reducen la cantidad de capital que usted debe. A través de la consolidación, usted paga todo lo que tomó prestado y cargó a las tarjetas. Como tal, generalmente no ahorrará tanto con la consolidación de deudas como con la liquidación. Por otro lado, no perjudicará su crédito en comparación con la declaración de bancarrota o la propuesta del consumidor. Su puntaje de crédito puede incluso mejorar a medida que realiza sus pagos mensuales de deuda y paga sus deudas existentes.

La consolidación de deudas es la mejor solución cuando…

La consolidación de deudas tiende a tener más sentido si todavía puede cumplir con sus pagos mínimos mensuales de deuda y debe menos de $20,000 en deuda no asegurada. Si tiene más de $20,000 en deudas, la consolidación de deudas no suele ser lo más adecuado, ya que los pagos mensuales pueden ser demasiado altos. En esa situación, puede ser mejor utilizar una de las otras soluciones descritas en esta guía.

La tasa de interés que pagará por su préstamo de consolidación depende de su puntaje de crédito. Si su puntaje de crédito sigue siendo decente, la consolidación de deudas puede ser una forma de bajo costo para pagar su deuda de consumo de alto interés. Sin embargo, si su crédito está dañado, su solicitud puede ser rechazada o podría terminar pagando una tasa de interés más alta, lo que hace que la consolidación no sea una opción viable.

Aprenda más sobre la consolidación de deudas»

Programa de manejo de deudas

¿Le resulta difícil mantenerse al día con los pagos de sus deudas mensuales? ¿Siente que se está atrasando gradualmente en su creciente carga de deuda? ¿Su puntaje de crédito ya se ha visto dañado por los pagos atrasados o las deudas en colección? Si es así, entonces un programa de manejo de deudas puede ser la mejor solución para usted.

¿Qué es un programa de manejo de deudas?

DMP

Cuando no puede consolidar la deuda por su cuenta, pero podría beneficiarse de un interés y un pago mensual más bajo, entonces el manejo de deuda puede ser la opción correcta. Un programa de manejo de deudas (DMP, por sus siglas en inglés) es básicamente un plan de pago de deudas asistido por profesionales. Usted se registra en el programa a través de una agencia de consejería de crédito, una vez que se determina cuál es la mejor solución para su situación.

A diferencia de un préstamo de consolidación de deudas, en un programa de manejo de deudas usted todavía debe a sus acreedores originales. La agencia de consejería de crédito simplemente actúa como un intermediario, haciendo que sus acreedores acepten pagos mensuales reducidos a través del programa y negociando para conseguirle la tasa de interés más baja posible.

Una vez que usted está inscrito, usted hace un pago mensual a la agencia de consejería de crédito y ellos distribuyen el pago a sus acreedores según lo acordado. Es importante mencionar que un programa de manejo de deudas no es una solución rápida. Puede tomar hasta cinco años para completar el programa, dependiendo de la cantidad de deuda que usted tenga y de la disposición de sus acreedores para negociar.

El programa de manejo de deuda es la mejor solución cuando…

Un programa de manejo de deudas tiene más sentido cuando usted puede manejar sus deudas existentes con ligeros cambios en sus tasas de interés y términos de pago. Es ideal cuando debe más de $10,000 en deudas. Incluso si usted debe más de $75,000, usted puede ser capaz de eliminar esa suma con éxito, con un plan de manejo de deudas. La inscripción en un plan de manejo de deudas no depende de su puntaje de crédito, y será eliminado de su reporte de crédito, a diferencia de la presentación de una propuesta de consumidor o de una bancarrota.

La compensación por el ahorro de tiempo y costos de manejo de deudas es que generará un comentario negativo en su reporte de crédito. Se indicará que usted está inscrito en el programa. Y esa nota permanecerá en su reporte de crédito durante dos años después de que lo termine. Sin embargo, el daño que esta nota hará a su puntuación de crédito es menos severo que otras soluciones de deuda, como la liquidación de deudas y la bancarrota.

Aprenda más acerca de cómo inscribirse en un programa de manejo de deudas»

Liquidación de deudas

¿Debe tanto que le preocupa no poder pagarlo todo? ¿Se está retrasando en los pagos y ve cómo sus deudas caen en colección? ¿Sólo quiere eliminar su deuda para poder pasar a una nueva página en sus finanzas? En esta situación, la liquidación de deudas suele ser la mejor opción.

¿Qué es la liquidación de deudas?

Un acuerdo de liquidación de deudas aprobado

Es posible que haya visto los anuncios que prometen saldar sus deudas por menos dinero del que debe. Aunque parezca demasiado bueno para ser verdad, en realidad es una forma legítima y legal de salir de la deuda. Se llama liquidación de deudas.

Con la liquidación de deudas, usted contrata a una empresa de liquidación de deudas para que negocie con sus acreedores por usted. Una buena firma podrá hacer que los acreedores acepten una cantidad menor que la que usted debe. Esto le ayudará a ahorrar dinero y le facilitará mucho más eliminar sus deudas.

Cuando usted se inscribe en un programa de liquidación de deudas, usted trabaja con la compañía de liquidación de deudas para hacer un presupuesto y establecer un fondo de liquidación de deudas. Usted contribuye con la mayor cantidad de dinero posible cada mes a este fondo hasta que tenga suficientes fondos para comenzar a hacer ofertas de liquidación. Los fondos se entregan a sus acreedores una vez que aprueban una propuesta de liquidación de la empresa que lo representa. Una vez que sus acreedores hayan firmado oficialmente un acuerdo de liquidación de deudas, los fondos se pagan y el saldo restante es eliminado por el acreedor.

La liquidación de deudas ofrece otra forma de salir de la deuda por menos. Usted se concentra en pagar un porcentaje del capital y no tiene que preocuparse por los cargos de intereses. No es raro que los acreedores se conformen con menos de cuarenta centavos por dólar. Si tiene una deuda de 10,000 dólares, eso significa que podría llegar a un acuerdo por sólo 4,000 dólares (más los honorarios de la empresa de liquidación).

La liquidación de deudas es la mejor solución cuando…

La liquidación de deudas suele tener más sentido cuando se tienen altos niveles de deuda y no se tiene un buen puntaje de crédito. Los programas de liquidación de deudas son los más adecuados cuando usted debe más de $10,000 y no puede razonablemente pagar todo lo que debe en un plazo de cinco años, incluso con un pago reducido. Es una opción viable siempre y cuando no le preocupe causar un daño significativo a su puntaje de crédito.

Los programas de liquidación son ideales cuando sus deudas ya se han atrasado y usted está luchando para ponerse al día. Son más beneficiosos que el manejo y consolidación de deudas para cualquier deuda que usted tenga y que esté en colección. Si no está al punto de declararse en bancarrota o presentar una propuesta del consumidor, la liquidación de deudas podría ser la opción correcta.

Aprenda más sobre los programas de liquidación de deudas»

Propuesta del consumidor

¿Está tan endeudado que se siente completamente abrumado? ¿Ha tratado de hacer ofertas de acuerdo por su cuenta, pero sus acreedores no están dispuestos a negociar con usted directamente? ¿Sigue tratando de evitar el grave daño crediticio que puede causar la bancarrota? Si este es el punto en el que se encuentra con la deuda, entonces una propuesta del consumidor puede ser la solución de deuda correcta para usted.

¿Qué es una propuesta del consumidor?

Encontrar soluciones de deuda con la ayuda de un administrador de insolvencia con licencia

La propuesta del consumidor es una alternativa a la declaración de bancarrota y una de las formas más populares de salir de la deuda en Canadá.

Una propuesta del consumidor le permite llegar a un acuerdo con sus acreedores por una cantidad menor a la que usted les debe. Usted terminará pagando algo a sus acreedores, pero la mayor parte de su deuda será perdonada. Para poder presentar una propuesta del consumidor, el monto de la deuda no asegurada debe ser de entre $1,000 y $250,000. Si está casado, se le permite una deuda máxima de $500,000.

Una propuesta del consumidor es esencialmente un punto intermedio entre los programas de liquidación de deudas y la bancarrota. Al igual que la liquidación de deudas, usted sale de la deuda por un porcentaje de lo que debe. Sin embargo, en lugar de que una compañía de liquidación negocie con sus acreedores, un Administrador de propuestas del consumidor supervisa los acuerdos. Los Administradores son Fideicomisarios de insolvencia con licencia.

Para iniciar el proceso, usted se pone en contacto con un fideicomisario, quien preparará los documentos necesarios. Una vez que se presente la documentación, sus deudas pendientes ya no acumularán intereses (a menos que su propuesta del consumidor sea rechazada). Sin embargo, si su fideicomisario y usted preparan una propuesta razonable, es probable que sus acreedores la acepten.

Una propuesta del consumidor es la mejor solución cuando…

La propuesta del consumidor tiene más sentido cuando usted tiene demasiadas deudas no aseguradas para pagar en un tiempo razonable. También son ideales si tiene activos que desea proteger evitando la bancarrota.

Con una propuesta del consumidor, su pago mensual mínimo normalmente se reduce y sus cargos de interés se congelan. Los acreedores a menudo perdonan una gran parte de la deuda que se les debe, ayudándole a pagar sus deudas más pronto. Los bienes como su casa, su auto y su salario están protegidos con una propuesta del consumidor. Los acreedores no podrán embargar sus bienes o embargar su salario. Además, una vez que su propuesta sea aceptada, las agencias de cobro no podrán ponerse en contacto con usted.

Sin embargo, las propuestas del consumidor no son adecuadas para todos. Si los pagos de la hipoteca y del auto también están causando problemas con su presupuesto, una propuesta del consumidor no podrá ayudar, ya que sólo se ocupa de las deudas no aseguradas.

Además, tenga en cuenta que la propuesta del consumidor no le dará ningún poder de negociación. Es el deber del fideicomisario hacer arreglos para pagar la mayor parte de su deuda que usted pueda pagar. A veces usted puede no estar de acuerdo con esa cantidad, pero tanto usted como sus acreedores estarán obligados por los términos que el fideicomisario establezca. Pero en las circunstancias correctas, puede ayudarle a evitar la bancarrota y minimizar el estrés financiero que está enfrentando debido a la deuda.

Aprenda más sobre la propuesta del consumidor»

Bancarrota

¿Está completamente harto de estar endeudado y quiere encontrar la salida más rápida? ¿Son sus dificultades financieras tan severas que ya no le preocupa el daño del crédito? ¿Necesita una salida limpia, para que pueda pasar la página de sus finanzas? Si es así, entonces puede ser el momento de presentar una solicitud de bancarrota.

¿Qué es la bancarrota?

Tome la próxima salida declarándose en bancarrota

La presentación de la bancarrota es llamada la solución de deuda de último recurso por una buena razón. Aunque le permite borrar sus deudas, tiene un costo muy alto. Si ha agotado todas las demás soluciones de deuda, la declaración de bancarrota puede ser su mejor decisión financiera.

Como parte de la bancarrota, usted entrega sus bienes a un administrador de insolvencia autorizado para ayudar a garantizar que sus acreedores reciban parte de lo que se les debe. Esos bienes serán liquidados para pagar a sus acreedores. Tanto usted, como deudor, como sus acreedores, reciben cierta protección bajo el procedimiento de bancarrota.

Si se está ahogando en deudas y siente que la bancarrota es la única solución, su primer paso debe ser contactar a un administrador o fideicomisario de insolvencia con licencia en su provincia. Para poder declararse en bancarrota, usted necesita calificar. Para calificar, usted debe tener $1,000 o más en deudas no aseguradas y no poder hacer su pago mínimo mensual cuando se venzan.

Si califica, el fideicomisario establecerá un fideicomiso para sus bienes (con algunas excepciones). Su fideicomisario es entonces responsable de pagar a sus acreedores directamente del fideicomiso hasta que su bancarrota sea descargada. Siempre y cuando usted cumpla con los requisitos de la bancarrota, la mayoría de las deudas que usted debe serán perdonadas.

La bancarrota es la mejor solución cuando…

La presentación de la bancarrota ofrece muchos beneficios. Sus deudas serán perdonadas, y las llamadas de cobro se detendrán, pero esto tiene un costo. Tendrá que renunciar a sus bienes que de otra manera hubiera podido mantener con una propuesta del consumidor.

En segundo lugar, su calificación de crédito se verá afectada negativamente durante al menos siete años. La bancarrota será anotada como una penalidad R9 en su reporte de crédito. Esto hará que le sea muy difícil obtener un préstamo durante este tiempo, excepto a una tasa de interés muy alta.

Aún así, si su puntaje de crédito ya ha tocado fondo, la bancarrota puede eliminar su deuda para darle un nuevo comienzo. Puede concentrarse en comenzar a reconstruir en lugar de salir del hoyo en el que se encuentra con sus deudas.

Aprenda más acerca de la declaración de bancarrota»

Soluciones que es mejor evitar

Hay otras soluciones de deuda que podría considerar cuando tenga problemas para llegar a fin de mes. Sin embargo, en la mayoría de los casos es mejor evitar estas soluciones. Tienen el potencial de causarle un retraso financiero, por lo que tardará más en recuperarse y recobrar la estabilidad.

Préstamos de día de pago

Los préstamos de día de pago, también llamados préstamos a corto plazo, vienen con una Tasa de Porcentaje Anual (APR, por sus siglas en inglés) extremadamente alta, altos cargos financieros y un alto riesgo de sobregiros. También tiene un plazo muy corto para pagar la deuda, generalmente dentro de dos semanas. Si no paga la deuda en su totalidad, puede enfrentar una APR de hasta 442% (en inglés). Esto puede ponerlo en una situación financiera difícil rápidamente.

Aprenda más sobre los riesgos de los préstamos de día de pago (en inglés)»

Préstamos sobre el valor acumulado de la vivienda

Aunque esta es una forma popular de préstamo, disminuye su patrimonio neto y puede aumentar su riesgo de ejecución hipotecaria. Su casa es uno de los mayores activos de su patrimonio. El capital es el valor de su casa menos el saldo restante de su hipoteca.
Hay una variedad de formas de pedir prestado sobre el valor del capital de su casa, pero es mejor evitar la mayoría si tiene otras opciones disponibles. Sin embargo, si está cerca de la fecha de renovación de su hipoteca, muchos acreedores pueden exigirle que aproveche el capital acumulado en su casa en lugar de utilizar otras soluciones, como un plan de manejo de deudas.
Es importante comprender cómo funciona el capital de la vivienda y los diversos tipos de préstamos antes de considerar la posibilidad de utilizar su activo más valioso.

Utilice la consejería de crédito para encontrar la mejor solución

Una solución más de la que puede haber oído hablar y que puede ayudarle a encontrar alivio de deuda es la consejería de crédito. Sin embargo, la consejería de crédito no es una solución de deuda en sí misma. En cambio, es un servicio gratuito que puede ayudarle a identificar la mejor solución de deuda para sus necesidades.

Los servicios de consejería de crédito al consumidor están diseñados para ayudar a las personas a encontrar la mejor manera de salir de la deuda para su situación financiera única. La consejería de crédito siempre comienza con una evaluación gratuita de deuda y presupuesto. Un consejero de crédito capacitado le pregunta acerca de sus deudas, crédito y presupuesto para obtener una clara comprensión de su situación financiera. Luego le explican todas las soluciones de deuda disponibles para usted, para que pueda entender sus opciones. Finalmente, le hacen recomendaciones sobre las mejores soluciones a usar, basadas en su situación financiera, necesidades y metas.

Si resulta que un programa de manejo de deudas es su mejor opción, las agencias de consejería de crédito manejan esos programas para los consumidores. Sin embargo, su papel principal es servir como defensor y consejero para ayudarle a identificar la mejor solución para sus necesidades.

Con eso en mente, si todavía no está seguro de qué solución de deuda sería la adecuada para usted, una sesión gratuita de consejería de crédito es un buen lugar para comenzar.

Hable con un consejero de crédito capacitado ahora para encontrar la solución de deuda correcta para sus necesidades.

¿Cuál es el monto total de sus deudas de tarjetas de crédito?

Proporcione algunos detalles sobre usted.